¿Por qué no se puede considerar al covid una gripe más? Estas son las razones que dan los expertos

BOGOTÁ.- A esta altura de la pandemia, donde en muchas guardias ya ni siquiera hisopan a quienes tienen síntomas, se dispara una pregunta ineludible: ¿ya podemos considerar al covid-19 como una gripe más?

Roberto Debbag, médico infectólogo y presidente de la Sociedad Latinoamericana de Infectología Pediátrica, dijo: “Hoy no podemos entender al covid como una gripe más porque es un virus que sigue produciendo enfermedad oculta. Es decir, entre 10% y 20% de los pacientes queda con covid prolongado, que es tener sintomatología más allá de los tres meses. Además, la gripe no produce alteración neurológica o cognitiva como sí puede producir el SARS-CoV-2”.

Otra de las cuestiones, dijo Debbag, es que si bien las vacunas han bajado la mortalidad y las complicaciones de la enfermedad, la aparición de las nuevas variantes de ómicron —BA. 4 y BA. 5—, hace que estas vuelvan a crecer.

Por su parte, el médico clínico Luis Cámera estuvo de acuerdo con que al día de hoy no es posible equiparar el covid a una gripe principalmente porque el coronavirus duplica la tasa de mortalidad de la gripe, incluso con altas tasas de vacunación y variantes menos letales.

“El covid no es como una gripe. Hoy, con vacunación y variantes muy contagiosas, pero también menos letales, tiene una mortalidad de entre dos y tres por mil, que es el doble que la mortalidad de la gripe, así que, aún estando mucho mejor que lo que estábamos hace dos años, igualmente la enfermedad es un poco más letal que la gripe y por lo tanto no es una gripe homologable. Lo que sí podemos decir es que da la sensación de que el virus está ya en una fase endémica”, dijo Cámera.

 

La invisibilidad del covid

Los cambios en los requisitos para hisoparse, la confusión con otros virus respiratorios y la levedad de los cuadros provocaron lo que los especialistas llaman un “subregistro de contagios”, que implica que haya un mayor número de personas enfermas que las detectadas.

“Hay datos que demuestran que durante 2020 al número total de testeados positivos había que multiplicarlo por tres para saber la realidad. Hoy la cantidad de casos documentados debería multiplicarse por 15 o por 20. Eso es lo que se dice la invisibilidad de la enfermedad”, dijo Debbag.

El médico infectólogo Ricardo Teijeiro sostuvo: “Hay muchos más casos positivos de los que se están estudiando porque hoy solo se hisopa a los adultos mayores con síntomas, al que se acerca porque está muy sintomático o al que se interna o se le complica el cuadro”.

Para Teijeiro, esa gran contagiosidad del virus aún implica riesgo para aquellos que tienen alguna predisposición por edad, enfermedad preexistente, trastorno inmunológico o que no estén vacunados, y por eso no debería considerarse como una gripe.

GDA/ EN/

Artículos sugeridos