UNT: A 8 meses de iniciada gestión de Torrealba aún no hay una propuesta clara en torno al desastre del vertedero de Mijagüito

Yaxmin González Jiménez

ACARIGUA.- “Después de ocho meses de Rafael Torrealba en la gerencia del municipio Páez, no hay una propuesta ecológica sustentable clara en torno al grave impacto ambiental que hoy se evidencia en el vertedero de Mijaguito, lo que desdice de una gestión local fundamentada en la sustentabilidad”, sostuvo el presidente regional del partido Un Nuevo Tiempo en Portuguesa, Edgar Rivero, al exigir una solución urgente a este desastre.

Indico que mientras se saca beneficio comercial del cartón, vidrio, cobre, bronce, aluminio, plástico y papel, el resto de los desechos que no tienen ningún aprovechamiento son quemados diariamente. “Esta situación genera diversos problemas, entre los que destacan los malos olores y la contaminación del aire, cuyos efectos nocivos en la población se extienden gracias a la circulación de los vientos y se hace evidente con la aparición de una “nube tóxica” en las comunidades tanto de la parroquia Ramón Peraza como en la zona sur de la Parroquia Páez”, reiteró.

-Asimismo, para nadie es un secreto que en torno al vertedero se ha configurado y articulado toda una economía subterránea vinculada al control de las actividades que allí se realizan, al cobro de los dueños de las parcelas o espacios por dejar botar la basura en sus tierras, al negocio del procesamiento y reciclaje de la basura y desechos, el control territorial y el mercado negro de productos, entre otras actividades. Tanto así, que el sector se ha convertido en un espacio peligroso para los transeúntes, agregó.

Rivero considera urgente que el gobierno local ponga en marcha una “acción real y concreta” para solucionar esta problemática, sin descartar el cierre total de dicho espacio. “Los intentos por evitar las quemas revelan un esfuerzo de la alcaldía de poner ciertos límites, pero sin poder o querer sortear completamente esta situación. No obstante, estas medidas de corto plazo son ineficientes, insuficientes y más bien parecen estar subordinadas a los intereses por mantener todas estas actividades irregulares en el lugar”, manifestó.

En ese sentido, el dirigente de UNT aseguró que el alcalde de Páez está en la obligación de generar nuevos proyectos de reciclaje, teniendo en cuenta que “el vertedero de Mijaguito se convirtió en un elefante rojo, y es expresión del desgobierno heredado y la muestra que la disposición de los desechos sólidos en un problema ambiental en el municipio de marca mayor. Es inadmisible que se siga utilizando la gestión de asuntos ambientales en casos tan delicados como este para convertirlos en caldo de cultivo para la corrupción y profundización de la insalubridad en nuestro municipio”.

Artículos sugeridos