Transportistas: Acatamos pero no compartimos pasaje de bs 5 mil «impuesto» en Acarigua-Araure

Yaxmin González Jiménez

ACARIGUA.- Aunque se comprometieron a acatar el monto de 5 mil bolívares para el pasaje suburbano, el gremio de transportistas manifestó su inconformidad ante la imposición de la tarifa por parte de los concejales y los consejos comunales, ya que en nada resuelve la crisis por la que atraviesa este sector.

Pedro García Lara, presidente del Consejo Popular de Transporte, al que están adscritas las líneas Unión Araure-Acarigua Circunvalación, Baraure-San Vicente, Andrés Eloy Blanco, Baraure-Las Mesetas, Asovecinos Unidos, La Lucía, Asociación Civil Altamira, Unión Payara y Páez, señaló que el aumento de pasaje fue producto de una imposición y no responde a un diálogo, consenso ni convenio con el gremio.

“Por qué controlan únicamente el pasaje, por qué no controlan los abastos, los comercios, los buhoneros, para mantener a raya los precios de la comida y de los repuestos. ¿Es qué el único que acaba con el país es el transportista? No puede ser, porque usted va a una clínica y le cobran en dólares y si no los tiene, lo echan a la calle, pero el transportista tiene que prestar el servicio así la gente no le pague completo”, aseveró.

Aunque no están conformes con la tarifa impuesta por las autoridades, los transportistas acatarán a medida./FOTO: Jesús Fonseca

-Estamos dispuestos a seguir trabajando, en sana paz, acataremos el monto establecido, sin embargo le hacemos saber a la comunidad que eso no nos da para mantenernos en este trabajo. Estamos trabajando en la raya, a pérdida y si actualmente tenemos un 50 por ciento de la flota de transporte en la calle, que fue recuperada con mucho esfuerzo, creo que vamos nuevamente en retroceso con esa decisión y ahí es cuando empiezan a aparecer las “rutas chivos”, a las cuales no le imponen precios, dijo.

García Lara sostuvo que de la flota de hace dos años, cuando contaban con 800 unidades, se redujo a unas 180 en lo que respecta a los municipios Páez y Araure, de las cuales apenas el 50 por ciento está circulando “porque hemos sido bastante magos, ahora metemos un caucho dentro de otro caucho para poder salir a trabajar porque no estamos recibiendo dotación alguna por parte del gobierno”.

Explicó que aunque los insumos son económicos, la cantidad resulta insuficiente ante la demanda del sector transporte del país. “Por organización podemos dotar a unas 4 unidades, pero tenemos otras 20 o 40 que están trabajando también y no reciben nada. La última vez que compramos cauchos fue en marzo del año pasado y, por ejemplo, la Unión Araure Acarigua, que tiene 70 carros operativos recibió cauchos para solo diez busetas, le faltaron 60, pero a esos 60 le tienes que sumar diez otra vez, porque los cauchos que les entregaron ya cumplieron la vida útil”.

Comento que el gremio mantendrá la tarifa hasta la emisión de la próxima Gaceta Oficial, para tratar de entablar nuevas conversaciones que involucren realmente a los transportistas, comunas y concejales, en la toma de decisiones.

Artículos sugeridos